martes, 28 de febrero de 2017

VIGENCIA DE RÓMULO BETANCOURT


Rafael Gallegos    Blog núm. 286


Ante el empeño de la  “revolución” de enterrar la democracia, los venezolanos nos vemos obligados a buscar luces en nuestros personajes más significativos para resucitar el régimen de libertades. Y quién más representativo que Rómulo Betancourt, cuyo nacimiento conmemoramos el pasado 22 de febrero. Nació en 1908, durante el gobierno de Cipriano Castro, nueve meses antes de que Juan Vicente Gómez aprovechara el viaje médico de su compadre para quitarle la Presidencia.

Es decir, Betancourt nació en pleno oscurantismo. Regímenes represivos, con La Rotunda como depósito de opositores y los “grillos” como herramientas del diálogo. Adicionalmente, campeaban el analfabetismo, el paludismo y una gigantesca corrupción. Venezuela, parafraseando a  Mariano Picón Salas, no había ingresado al siglo XX.

Betancourt dedicó su vida a luchar por la democracia. Preso por ser uno de los líderes de la generación del 28, enconchado por años cuando López Contreras, exiliado varias veces. Luchó firmemente contra las nefastas dictaduras de Gómez y Pérez Jiménez.

Fundó Acción Democrática. Fue presidente de la Junta de Gobierno en 1945, luego del golpe contra Medina Angarita reclamando elecciones universales, directas y secretas, así como forzando un cambio generacional en la milicia al acabar con el liderazgo de los generalotes  “chopo e piedra”, formados en la dictadura de Gómez. 

Durante su primer gobierno (1945-47), se desarrollaron grandes cambios en  economía, sanidad, educación y libertades.  Los venezolanos votaron por primera vez (luego de 126 años de Independencia) de manera universal, directa y secreta, eligiendo Presidente a Don  Rómulo Gallegos, derrocado siete meses después.

Al regresar del exilio de la dictadura perezjimenista, fue un dirigente fundamental de la República Civil. Firmó con Caldera y Villalba el Pacto de Punto Fijo, que facilitó la gobernabilidad en los primeros años de la naciente democracia y la sobrevivencia ante los tormentosos Barcelonazo, Porteñazo y Carupanazo, fomentados por intereses antidemocráticos militares y civiles, por Fidel Castro como mampara de la URSS y por parlamentarios de partidos de extrema izquierda. Igualmente como Presidente de la República, Betancourt enfrentó la guerrilla rural y urbana. No hay que olvidar la macabra consigna “revolucionaria” de matar un policía todos los días.

Betancourt los enfrentó con éxito. Por eso los “demócratas” del gobierno actual le dicen asesino, como si no entendieran que a la democracia le plantearon una guerra (no como la fantasiosa guerra económica, sino a plomo limpio) y que si el gobierno de la época no se defiende con guáramo, hubiera sucumbido y la democracia con él. Contrario al régimen actual que mantiene decenas de presos políticos  generalmente porque le dijeron que había conspirado (Ledezma), o porque “y que” promovió la violencia (Leopoldo), o unos cuantos jóvenes manos blancas. Igualmente toneladas de exiliados por persecución, por hambre o por expectativas. Claro que cuando Betancourt hubo abusos y algunos no fueron castigados; pero hay que aclarar, el país estaba en guerra. Sin embargo, cuando esa República Civil, eligieron diputados a presos por subversión y ahora ni siquiera valen las boletas de los tribunales para salir de prisión. O sea…

El triunfo de Betancourt (y su generación) fue espectacular. Expulsaron a Castro de la OEA. El país quedó pacificado cuando el gobierno de Caldera. Implantaron la democracia. Y a pesar de tanta violencia, hubo una revolución educativa, grandes obras de infraestructura, crecimiento de ciudades del interior, del sureste de Caracas, de la producción, mínima inflación, abundancia de comida y sobre todo,  una democracia modelo para América Latina. Nacionalización del petróleo, del hierro, Becas Ayacucho. Pero paralelamente creció la marginalidad, la moneda muy dura restó competitividad y se comenzó a gestar el petroestado. Defectos todos superables con más democracia.

Betancourt murió en 1981. No quiso ser presidente por tercera vez, a pesar de sus apenas 65 años (1973) y la seguridad del triunfo (igualito a los “eternistas” del siglo XXI). Murió sin fortuna, como el Libertador y al revés de la tendencia de  muchos “revolucionarios”.

Nació en una oprobiosa dictadura y murió en un sistema democrático que ayudó a implantar. Fue escritor de valía, ¿habrá algún escritor entre los políticos fundamentales de este “socialismo”?

Pilas, guáramo, valentía, intelecto, organización. Rómulo Betancourt el gran político venezolano del siglo XX. En sus 109 años, recordarlo es hacer un inventario de la imperiosa necesidad que tenemos los venezolanos de la hora, de rescatar la democracia.


Ah! y nunca atrasó un proceso electoral porque “no tenía tiempo”.  Elecciones ya. 

miércoles, 22 de febrero de 2017

DEMOCRATICIDIO EN GOTAS

Rafael Gallegos    Blog núm. 285


Poco a poco, como el agua que golpea la roca, la “revolución” ha ido cumpliendo la destrucción estratégica de  Venezuela “para comerte mejor”.

Padecemos un  proyecto totalitario. Ante la derrota que valientes políticos y militares venezolanos le infringieron a Fidel Castro en los años sesenta, los comunistas abandonaron la guerrilla y cambiaron de táctica. Comenzaron por incorporar cuadros “revolucionarios” en la en la milicia, apoyados desde Cuba y Libia. Con paciencia esperaron a un Chávez. Se hicieron del poder y comenzó la destrucción estratégica para implantar el socialismo. Aplicaron  los exprópiese, las invasiones, los insultos, la inoculación del odio, el “ser rico es malo”, la falsificación de la historia y un largo etcétera. Se jactaron de multitud de elecciones… mientras ganaban. Paralelamente “gobiernizaron” al árbitro electoral.

Ahora están en la fase de desechar la democracia para llegar al modelo totalitario cubano. Gota a gota la democracia se agota. Veamos la ruta:

-      Declaran fraude en las parlamentarias y anulan cuatro diputados de Amazonas. Así evitan la mayoría calificada en la Asamblea Nacional, que podría convocar  por ejemplo, a una Asamblea Constituyente que los sacaría del poder. El  Estado Amazonas  tiene casi año y medio sin representación. Si tuvieran el menor chance de ganar, harían elecciones en una semana. ¿Verdad Tibi?

-      A partir de ese “y que” fraude, declaran en desacato a la Asamblea Nacional, no le pagan a los diputados, los amenazan con prisión, los golpean, les anulan pasaportes, declaran inconstitucionales sus leyes. En  cualquier país medianamente democrático, eso sería un golpe.


-      Luego, declaran otro “y que” fraude, que por supuesto nadie les cree, y anulan el proceso Revocatorio. Puro pánico a la voz del pueblo.

-      Después, inconstitucionalmente postergan (¿hasta el infinito?) las elecciones de gobernadores correspondientes a Diciembre 2016. Más miedo al mismo pueblo en el nombre del cual destruyen a Venezuela. Y el presidente dice… ¡que no tiene tiempo!

-      Ahora, quieren legalizar (o ilegalizar) 59 partidos. Con una reglamentación que implicaría por lo menos siete millones de firmas. Saque cuentas: cada uno con 0,5 % de la población en doce estados y sin repetir en firmas en partidos distintos. O sea, misión imposible. Y como saben que los grandes (PJ, AD, VP, UNT, Copei, ABP y otros) tienen probabilidades de sobrevivir, vuelven a ofrecer la gran invención revolucionaria: los reparos. Ya volverán con los cuenticos de muertos y presos firmando, de rúbricas falsificadas a miembros del oficialismo… o sea, con la misma película del Revocatorio; pero mejorada.  Y conseguirán que  algún obediente juez de algún alejado pueblo invisible al mapa, declare que los partidos de oposición quedan ilegalizados… por fraude.

-      Por si acaso no logran anular a los partidos sobrevivientes en los reparos, procederían a inhabilitar administrativamente o a “privar de libertad”, lo que sea más fácil, a Capriles, Ramos Allup, Falcón, María Corina, Rosales, o cualquier líder cuya candidatura presidencial descuelle en las encuestas, para que acompañen en la “no candidatura”, a Leopoldo y a Ledezma. Esto en caso que no logren dividir a la MUD, para lo cual lamentablemente parecieran ayudar algunos líderes opositores. Ojo: romper la unidad es traición a la patria.

-      Y hablando de MUD, ya está en la manga su anulación como “partido MUD” por el “y que” fraude del Revocatorio. Otro por si acaso.

Ah! y cuando realicen la elección presidencial, si es que hay dinero y el presidente tiene tiempo ¿adivinen quién será el nuevo presidente reelecto otra vez? Y todo al mejor estilo de Daniel Ortega. “Nicaraguazo” en puerta… a menos que nos pongamos las pilas.
Nada nuevo bajo el sol. Así son y fueron todos los comunismos. En Cuba, China comunista, la Unión Soviética, Camboya, Corea del Norte, la Europa tras la cortina del hierro… sí había elecciones: con un solo partido, sin libertad de expresión, y bajo el lema “aquí no habla mal de Stalin”, o “aquí no se habla  mal de Pol Pot”, o “aquí no se habla mal de Fidel”… Al final invariablemente lograban el  99 % de los votos a favor del gobierno.
El comunismo fue la gran farsa del siglo XX. Hoy, que engañen a otros, en Venezuela ya nadie les cree. Las encuestas muestran un  90% de rechazo. Con unidad y estrategia pasaremos adelante por arriba de las tumbas adelante. Hay que exigir las elecciones para ya.
Pueblo hambriento y amordazado solicita democracia.

ÚLTIMA HORA: LOS JÓVENES LE DAN UNA LECCIÓN AL PAÍS.


Los jóvenes  de la UCV vencen sombras y nos muestran una luz al final del túnel del totalitarismo. Burlaron el leguleyismo del gobierno y realizaron sus elecciones estudiantiles. Tenemos mucho que aprender de los estudiantes. Gracias, y a Rafaela Requesens  mucho éxito. 

martes, 14 de febrero de 2017

(2/2): PDVSA AZUL, PDVSA ROJA… ¿PDVSA VINO TINTO?



Rafael Gallegos    Blog núm. 284

… La miope utilización de la Renta Petrolera generada por la Pdvsa Azul, conllevó el llamado Petroestado, que permitió a las cúpulas del gobierno el manejo de pingües cantidades de dinero. Para remate, cuando los precios del petróleo se dispararon por encima de 100 dólares el barril, encontraron a un presidente Chávez que  manejó los recursos sin  control ni escrúpulos, para buscar apoyo internacional y exacerbar un populismo que ha significado el acabose  de Venezuela. La “revolución” actuó como un Rey Midas al revés (¿Rey Sadim?): tocó el petróleo y lo transformó en miseria. Así se cumplía con el desiderátum “revolucionario” de arruinar a Venezuela para permanecer por siempre en el poder.

PDVSA ROJA

Chávez en campaña presidencial decía que Pdvsa era una caja negra, sin que le temblara el pulso le metió dos brochazos más y la  convirtió en una caja roja: opaca y al servicio de su “revolución” comunista. Pasará a los anales del fascismo la declaración del Rafael Ramírez exigiendo que los trabajadores de Pdvsa debían ser “dojos dojitos”, al par que les decían que estaban en sus puestos gracias a Chávez. Qué vergüenza.

Luego de botar a los 23.000 petroleros democráticos en el 2003 (a mucha honra), de dar órdenes de expulsarlos si conseguían trabajo en alguna empresa petrolera privada, de perseguirlos, de montarles juicios y no pagarles ni un centavo de sus emolumentos, la Pdvsa Roja avanzó a paso de vencedores hacia los lichers corporativos.  Triplicó el personal, disminuyó la producción en 40% y se alejó de la meta de 5,8 millones de barriles, llevó a la mitad la capacidad de refinación, multiplicó por 20 la deuda, “martilló” al de por sí desvencijado Banco Central, expropió contratistas acabando sus funciones, dañó yacimientos, convirtió las tuberías del Lago en un colador, ocasionó graves explosiones, accidentes y derrames, multiplicó la deuda; transformó una pujante Pdvsa de  empresa petrolera con alto contenido social, en una pre quebrada empresa social con algún contenido petrolero. Así como acabaron con el país, acabaron con Pdvsa. Ahora de los dos millones de barriles que apurados producen… sólo cobran uno.

Y la nueva Junta Directiva, es casi un acta de defunción empresarial. Acepto debate, por si acaso.

¿PDVSA VINO TINTO?

Vino Tinto: … una industria petrolera incluyente, honesta y productiva, que sirva de pivote para el desarrollo sustentable de Venezuela.

El negocio petrolero requiere de altas inversiones, tecnología de punta y gerencia de primer mundo. Por lo tanto, lo que se haga para recuperarla requerirá de esos tres parámetros. Si falla uno, será un retroceso al actual desastre petrolero.

Igualmente para que el petróleo beneficie a los venezolanos, se requiere la implantación de un Trípode Petrolero: Empresas petroleras eficientes, Redefinición de la Renta y Reingeniería para el Estado venezolano. ¿Difícil?, tal vez; pero imperativo. Se trata de cambios necesarios para sembrar el petróleo de manera sustentable. Lo contrario es seguir navegando en los booms y encallando en los bajos precios. Detallemos el Trípode Petrolero:

-      Empresas petroleras eficientes: reflotar Pdvsa hasta donde se pueda. Licitar concesiones, empresas mixtas, atraer capitales. Usar las leyes petroleras actuales. Luego cambiarlas de acuerdo a consensos. Crear un Consejo Nacional de Energía que genere política Petrolera y Energética. Crear un Ente que administre permisología. Fortalecer al MEM para que aplique políticas y vele por el cumplimiento de la Ley. Controlar  el negocio de manera que se mantenga integrado y  coherente a lo largo de la cadena de valor. Acordar uso de  la Bolsa de Valores para empresas y proyectos petroleros.

-      Redefinición de la Renta: Ya no sería Renta, sino Beneficio Petrolero,  que contemplaría: el uso de Regalía y de ISLR y otros impuestos sólo para inversión… desarrollo estratégico de la Industria Conexa, de manera que genere una red económica sustentable en el país… la aplicación de  políticas de Responsabilidad Social en las áreas aledañas a la industria, para generar nuevas dinámicas socio económicas…. afianzamiento de  una Petroquímica, petróleo del futuro,  que sirva de pivote a la industrialización.


-      Reingeniería para el Estado Venezolano: Redefinir y cambiar al Estado de raíz para que pueda cumplir los objetivos.  O lo enfrentamos, o todo el esfuerzo petrolero será en vano y volverá a los pocos años otro Mesías más aprendido. 

El cambio que se requiere es integral o no es. El petróleo es mucho más que petróleo. Para pasar de ser un país con petróleo a un país petrolero, debemos trasladar las reservas de Hidrocarburos desde el subsuelo hasta la cabeza de los venezolanos. Repensar al petróleo es repensar a Venezuela.


Tarea ineludible para forjar un gran futuro.

martes, 7 de febrero de 2017

(1/2): PDVSA AZUL, PDVSA ROJA… ¿PDVSA VINO TINTO?


Rafael Gallegos    Blog núm. 283

Luego de la nacionalización del petróleo los venezolanos hemos transitado por dos pedevesas: la Azul y la Roja. Hay que destacar que ni son lo mismo, ni se escriben igual y mucho menos una es consecuencia de la otra.  Son dos procesos bien diferenciados que nos proponemos analizar en estas líneas en aras de la necesaria comprensión de la historia, para que cuando corresponda estemos en mejores condiciones de rescatar la industria petrolera.

Hay que destacar que ha habido una sola nacionalización: la del periodo de  Carlos Andrés Pérez. La propaganda nacionalizadora de la “revolución”, además de intentar fallidamente nacionalizar lo nacionalizado, es pura politiquería  y se  podría catalogar de  oferta engañosa.

Como el análisis petrolero no se puede desligar de la comprensión del país, porque repensar el petróleo es repensar a Venezuela, instamos a refrescar y conceptualizar los años cincuenta, sesenta, setenta y ochenta, así como la evolución de las estrategias petroleras a partir de Gómez.  Para comprender mejor este proceso recomiendo los documentales “CAP, dos intentos” y “Tiempos de dictadura”, ambas del destacado cineasta Carlos Oteyza.

Pdvsa Azul

Fue la culminación de décadas incrementando la participación de los venezolanos en el negocio petrolero. Iba en línea con la tendencia nacionalizadora de los países productores de petróleo en el llamado tercer mundo. En su conceptualización participaron todos los partidos y fuerzas vivas del país, reflejando un gran consenso. El artículo quinto de la Ley de Nacionalización, que permitía inversiones privadas produjo una amplia polémica, al igual que la indemnización a las transnacionales. Se dice que no se trató de Nacionalización, sino de Estatización del Petróleo. Se llevó a cabo en un ambiente gerencial y apolítico. Su primer presidente fue el general Rafael Alfonzo Ravard, quien actuó eficaz y ponderadamente.
Entre los logros de la Nacionalización destacan:

·       Cambio de Patrón de Refinación: incrementó desde 16 % hasta 45% el volumen de gasolina en las refinerías, subiendo la producción de gasolina en 200.000 b/d.

·       Internacionalización del Petróleo: compra de refinerías en Estados Unidos y Europa, a objeto de mercadear los crudos pesados colocándolos desde el pozo hasta los tanques de gasolina, “de la vaca a la boca”.

·       Desarrollos  de la Faja Petrolífera y de los campos de Monagas y de Apure: generaron más de un millón de b/d.

·       Orimulsión: a objeto de sustituir al carbón de manera más limpia y eficiente en las plantas eléctricas del mundo.

·       Proyecto Criogénico: separación y licuefacción del gas, que anteriormente se botaba en alta proporción.

·       Intevep: investigación en casa que redundó en exitosas investigaciones como  como Orimulsión y HDH, entre otras.

·       CIED: canalizó el proceso educativo de la industria y obtuvo un premio como la Mejor Universidad Corporativa del mundo.

·       Responsabilidad Social Corporativa: promovió desarrollo de las comunidades  aledañas a la industria.

·       Condominio Jose: instalación donde se realizan operaciones de procesamiento de crudo, de gas y de diversas actividades petroleras.

Luego vino la Apertura Petrolera en sus tres fases:

·       Campos Maduros: mediante inversiones privadas generó más de 500.000 b/d, mientras los capitales de Pdvsa se utilizaban en las zonas más prospectivas.

·       Ganancias Compartidas: exploración de 14 áreas prospectivas sin desembolsos por parte de Pdvsa, recibiendo más de 2.000 millones de dólares y con la promesa de compartir las ganancias de la explotación. De haberlo desarrollado la estatal por su cuenta, hubiera costado miles de millones de dólares y tardado quizás 20 años.

·       Asociaciones de la Faja: implicaron la instalación de cuatro mejoradores y la generación de más de 500.000 b/d de crudo.

La producción de petróleo llegó a más de 3 millones de b/d, se había pautado llegar a 5,8 millones en los próximos años. El personal era de unos 45.000 trabajadores más 24.000 contratados. La Nacionalización, en poco más de veinte años y con personal venezolano, hizo que Pdvsa pasara de empresa “saca tubos” a  emporio energético. Qué orgullo. La segunda empresa petrolera del mundo.

Esta Pdvsa Azul, con todos sus defectos, duró hasta que llegó el comandante y mandó a parar. Siendo Chávez Presidente Electo, al conversar con una amiga y saber que trabajaba en Pdvsa como ngeniero, le dijo a Luis Miquilena: ella puede ayudarnos para lo que queremos hacer en Pdvsa.

Ella se preguntaba qué era lo que querían hacer, hasta que en 2002 la botaron junto a 23000 petroleros democráticos.


Continuará.

PD: CONTINÚA A LA VENTA EN AMAZON EL LIBRO PETRÓLEO Y GAS
 EL CASO VENEZUELA, DE EDDIE RAMÍREZ Y EL SUSCRITO. EL NUEVO PRECIO ES DE 6,50 $. 

miércoles, 1 de febrero de 2017

MURO ANTIDEMOCRÁTICO

Rafael Gallegos    Blog núm. 282

“Te pareces tanto a mí”, bromean los deslenguados que le hubiera dicho Chávez a Trump. Quizás la institucionalidad norteamericana le dé un “parao” a Trump; contrario al caso de  Chávez, quien  pudo iniciar este desastre que padecemos, porque encontró un país desvencijado. Pero ambos se pueden caracterizar como constructores de muros. El de Trump contra los mexicanos, y el de Chávez… contra la democracia.

Chávez no fue producto de la generación espontánea. Su éxito obedeció a la decadencia de los últimos años de la República Civil y al surgimiento de la anti política. No fue una quinta república, sino un ratón de la borrachera de la cuarta.

Esa Venezuela decadente facilitó que el  TSJ le permitiera una Asamblea Constituyente no contemplada en las leyes, así como  la sociedad la vergonzosa desproporción electoral cuando el 40 % de la oposición apenas tuvo en 5 % de los representantes. Por ello también fueron efectivos los comunistoides gritos de guerra como “denme un millardito”, o “exprópiese”.

La democracia era una excusa que debía durar mientras el pueblo los apoyara. Era, como los comandantes de la “revolución” (Chávez dixit), camellos del desierto desechables en el camino. Pero a los rojos les ha costado digerir el  ADN democrático de los venezolanos, que nacimos o nos criamos en democracia. Nos acostumbramos a reclamar, a votar, a manifestar, a decidir. Y el gobierno, temeroso de las mayorías,  inventa los  “fraudes” del Revocatorio y de la elección de diputados en Amazonas, así como el “desacato” parlamentario. Puro realismo mágico (pero de magia negra).

LOS LADRILLOS DEL MURO

Ladrillo a ladrillo, los chavistas han construido un Muro Antidemocrático. Un ladrillo es la banalización del Diálogo: van por el mundo, como si los Jefes de Estado fueran bobos, pregonando que desean el Diálogo y la paz, mientras en Venezuela no cumplen sus promesas de las reuniones de las mesas de Diálogo, y peor, violentan la Constitución cuando se niegan a cumplir con las fechas constitucionales de las elecciones de Gobernadores y Alcaldes. Ya están vencidas y ahora, si no se les va el año anulando a la MUD por fraude – habrase visto-  o “legalizando” a los partidos, las elecciones podrían ser en el 2018, si acaso. Puro retraso calculado para no contarse.

Saben que si  aceptasen limpiamente las decisiones del pueblo, la oposición tendría mayoría calificada en la Asamblea y por lo menos veinte gobernadores de oposición.

Otro ladrillo del Muro Antidemocrático: los presos políticos. Les provoca pesadilla pensar en un Leopoldo López o un Ledezma en la calle; le terminarían de bajar al subsuelo ese 10% de apoyo a Maduro. Además, en su mentalidad autocrática, los presos y los rehenes son herramientas para esparcir el miedo y negociar. Te cambio cuatro presos por… pura barajita castrista.

ELECCIONES GENERALES

Un deslenguado me dijo que el gobierno no quiere ni elecciones generales, ni elecciones coroneles, ni elecciones sargentos. Que con el  hambre general,  la escasez almirante y la hiperinflación comandante eterno, es más que suficiente.

Saben que unas elecciones limpias acaban con su fatídico proyecto de poder. Y como esta no es época de dictaduras, se llenan de excusas para no abordar ningún  proceso electoral.
Nada más con la realización de las regionales y locales, ¿cómo haría el gobierno para contener a por lo menos 20 gobernadores y cientos de alcaldes de oposición? ¿Haría que su TSJ los declarara en desacato o cantaría fraude masivo? ¿Nombraría veinte protectores? ¿Los ignoraría? ¿Los encarcelaría? ¿Declararían Emergencia Política en todo el país y seguirían la “revolución” sin gobernadores ni alcaldes?  ¿Asamblea Nacional y gobernadores paralelos? ¿No acatarían? Conociéndolos, cualquier cosa podría pasar.

Claro, el desacato a los resultados electorales, o el retraso indefinido de las elecciones, sería la definitiva implantación de una dictadura como la castrista, la pinochetista, la estalinista o la somocista. Todas iguales porque las dictaduras no son de izquierda ni de derecha… son de terror.

Por otro lado, el país ¿aguantará  un 2017 con 2000 % de inflación y 80% de escasez, o con los dantescos cuadros de desnutrición infantil,  y un 2018 donde el 2017 sea nostalgia? Porque ningún gobierno, a excepción de los panas de Zimbabue (devuélveme mi espada), ha soportado hiperinflación sin cambio de gobierno.

Parece un Kit: hiperinflación y chao.

Es hora de que los venezolanos parafraseemos a Reagan en Berlín: Gorbachov, tumbe ese muro, y gritemos al unísono: Maduro, tumbe ese muro  (antidemocrático).

Gorbi no tumbó el  muro, lo hicieron los berlineses, sin ninguna resistencia de los y que ultra poderosos partidos comunistas. ¿Y esos venezolanos qué?

País democrático solicita cambio de botas por voto… y ya.

PD: Abandono de cargo… el del CNE.