miércoles, 25 de noviembre de 2015

AVALANCHA

    
 Rafael Gallegos    Blog núm. 223

El 6D los venezolanos decidiremos: o somos demócratas, o somos masoquistas.

Es muy simple, en el supuesto, casi negado, que  el gobierno ganara las elecciones en esta desesperante  situación de casi ex país, saldrían a flote muchos aspectos negativos de nuestra siquis social. Afortunadamente las encuestas y los analistas concluyen que a estas alturas, el triunfo de la oposición es – como diría  Tibisay- irreversible.

Sin embargo, no debemos caer en actitudes triunfalistas. Estamos parados sobre arenas movedizas. El gobierno juega con demasiado ventajismo: el árbitro vestido de rojo y hasta con brazalete del 4F, los medios de comunicación absolutamente desfasados hacia ellos, los recursos del estado – suyos y míos- volcados en campaña al oficialismo.

Además, negaron la figura de testigos electorales,  internacionalmente utilizada en todos los procesos democráticos, logrando imponer esa insípida figura de acompañante que recuerda a los chaperones de antaño, con la diferencia que a  los acompañantes les está vedado hasta  “pelar los ojos”, ante una agarradita de manos de los novios. O sea, parece que les exigen hacer como Julio César con aquella frase “Vine, vi, vencí”,  con la diferencia que a los acompañantes deberían decir, para complacer al árbitro y al gobierno: vine, vi y… me hice el loco.

El dilema de la delegación de Unasur: acompañar al gobierno o acompañar a la democracia. Y al pueblo le corresponde hacer como dijo Betancourt: “adelante, por arriba de las tumbas, adelante”.

El rechazo al gobierno es del 80% y la ventaja de las encuestas, de 35%. Asustados, ellos. Además, el triunfo de Mauricio Macri, por fin la democracia venezolana tiene quien la defienda, marca un punto de inflexión en la alcahuetería que han mostrado muchos gobiernos latinoamericanos contra los desmanes antidemocráticos de esta “revolución”.

MASOQUISMO

Lo menos que puede pasar ante esta situación de casi ex país es que las encuestas apabullen al gobierno. Es un irrespeto pedirle el voto a un pueblo cada vez más sobreviviente por obra de esta “revolución”. ¿Cómo convence la “revolución” a nuestros jóvenes padres de votar por ellos, si no  tienen ni leche, ni pañales para sus bebés. O a los jóvenes que no consiguen condones, o toallas sanitarias. Si tienen que hacer eternas colas  para tratar y solo tratar de adquirir  harina precocida, aceite, papel higiénico, café, huevos, arroz, pasta, sardinas, atún, jabón de olor, desodorante, champú… debe ser que la cesta básica es un invento del imperio.

Con qué cara este gobierno le puede solicitar el voto a sus conciudadanos cuando los hospitales están enfermos, las universidades postradas, las calles rotas, los repuestos de carro por las nubes o inexistentes. Paremos de contar, no hay nada. Además, regresó el dengue, la chicunguya, la tuberculosis…

El gobierno, como decía mi inolvidable padre Rafael Gallegos Ortiz, en lugar de pedir votos, debería pedir perdón.

Y si el pueblo por ellos votare… sería masoquista. Algo así como una mujer día a día violentada por un marido borracho, que lo defienda en la prefectura. 

DEBACLE INDUCIDA

Que quede claro, esta debacle nacional no es producto de ninguna equivocación. Fue diseñada en laboratorios para implantar el comunismo, donde las ideas manipuladoras de Goebbels, ya son juegos de niños.

La idea es seguir el modelo cubano: destruye y reinarás. Por ello licuaron los poderes públicos (jugo, zumo, hugo), acabaron con el apartidismo de la FAN, inventaron una organización del pueblo copiada de los Comités de Defensa de la Revolución cubanos ( CDR), que reporta directamente a Miraflores; ignoran a las alcaldías y gobernaciones de oposición, desbarataron Pdvsa, acaban con la propiedad privada. No se trata de una comedia  de equivocaciones. Sino de un plan integral para acabar con el país.

Una segunda Cuba; pero con petróleo.

Y por cierto, ¿alguien podría certificar que el cacareado millón de viviendas llega aunque sea a 200.000? O tendremos que creerles a los mismos que nos dijeron que la inflación del 2015 es de… 80 %. Cómo nié.

Pero no contaban con la astucia de la tradición democrática. Hoy en Venezuela, el que no nació en democracia, se crio en democracia. Ese ha sido el gran reservorio cuyo fluido se derramará sobre  las urnas el 6D.

Llegó la hora de la avalancha. A sacar mayoría en la Asamblea. Tres escenarios: mayoría absoluta (50%), mayoría calificada (60%), o dos terceras partes. Con cualquiera de los tres, se comienza a revertir el poder en Venezuela.

Sin excusas, ni miedos. Somos más y tenemos razón. Y los tiempos de Dios son perfectos. El triunfo de Mauricio Macri comienza a voltear esta “tortilla” en América Latina.

6D. En tu dedo, está tu destino.


PD: Se nos fue el Dr. Arévalo Guzmán Reyes. Gran venezolano. Sabio y sencillo. Un modelo a seguir por los petroleros de hoy y de mañana. Paz a su alma.

jueves, 12 de noviembre de 2015

EN TU DEDO ESTÁ TU DESTINO


 Rafael Gallegos    Blog núm. 222

EN TU  DEDO ESTÁ TU DESTINO

Se cuenta que en una ocasión, Jesús de Nazaret era esperado a un evento y un señor fanfarroneaba y le decía a sus amigos que lo haría  quedar en ridículo.

-      Cuando lo vea – se jactaba el fanfarrón- le preguntaré: Jesús, el pájaro que tengo en el bolsillo, ¿está vivo o muerto?, si me contesta que está vivo, lo aplasto y lo tiro al suelo. Si me contesta que está muerto, lo suelto y lo dejo volar.

Y cuando éste llegó  al evento, le preguntó:

-      Jesús el pájaro que tengo en el bolsillo, ¿está vivo o está muerto?

Y miró al público presente con cara de triunfador.

-      En tus manos está su destino – fue la respuesta.

El señor y sus amigotes quedaron de una pieza. Por algo era Jesús de Nazaret.
Para las elecciones parlamentarias del 6D, los venezolanos podríamos preguntarle a Jesucristo:

-      Jesús, ¿el gobierno nos va a hacer trampa?

-      En tu dedo  está  el destino de Venezuela – podría contestarnos el Nazareno.

VENTAJA CONTRA VENTAJISMO

Para las parlamentarias, las encuestas le dan una ventaja de más de  veinte puntos a la oposición. Y circuito a circuito, dibujan la obtención de más de las dos terceras partes de los diputados.

La ventaja es de la oposición y el ventajismo… del gobierno. Vamos a un juego con un árbitro vestido de rojo, con un gobierno utilizando los recursos del estado (de todos los venezolanos) para su proselitismo, con canales televisivos dedicados las 24 horas a hacer campaña al gobierno.

Además líderes fundamentales como Ledezma, Leopoldo o María Corina, están presos o  inhabilitados. No tendremos observadores internacionales, como en todas las democracias del mundo, sino acompañantes que ni siquiera pueden hacer como las chaperonas de antaño y pelar los ojos ante una agarradita de manos de los novios. 

Siempre ha sido así. Así se vota en “revolución”. Pero esta vez las encuestas reflejan una ventaja nunca vista a favor de la oposición. ¿Qué harán? No sé; pero en nuestro dedo está el destino de Venezuela. Ya han hecho triquiñuelas cuando se ven perdidos. Como el retraso ocasionado por las llamadas firmas planas cuando estaban perdidos. O como el cambio de la Constitución convirtiendo en plebiscito el revocatorio. O como la ilegal segunda elección para reformar la Constitución y revocar la no reelección permanente que ya había decidido el pueblo. O como la no revisión de cuadernos electorales ante el reclamo del candidato Capriles.

Por ello, ante triquiñuela… avalancha. Como decía el gran Rómulo Betancourt: “adelante, por arriba de las tumbas, adelante”.

NI QUE FUÉRAMOS MASOQUISTAS

El 6D usted decidirá si quiere democracia, o si quiere seguir en un país donde los bombillos son más caros que el recibo de la luz, donde se le regala a cada dueño de vehículo más de 500.000 Bs. cuando echa gasolina. Usted decide si quiere seguir en un país donde el agua es más cara que la gasolina.

El 6D usted decide si quiere seguir gozando un  puyero en esas colas “tan sabrosas”, o si quiere conseguir en cualquier expendio harina, aceite, leche, carne, o lo que necesite como en cualquier democracia del en el mundo.

El 6D usted decidirá si quiere un país donde no tenga que tardar medio día buscando leche, pañales y alimentos para su bebé, o si los puede comprar sin problemas.

El 6D usted decidirá si sigue mostrando ecosonogramas,  récipes y marcando su huella para conseguir, el día que lo autorice su terminal de cédula, para que le vendan medicinas, toallas sanitarias y pañales.

El 6D usted decidirá si vivir en un país semi dictatorial con inflación, escasez, violencia, devaluación, sin servicios y sin esperanzas, o en una Venezuela como la que usted merece.
El 6D los venezolanos nos debatiremos entre la libertad y el masoquismo. Pilas y guáramo son nuestras primeras necesidades.

CHISTE PARA NO LLORAR

- ¿Te acuerdas cuando en la cuarta república cuando los pobres comíamos espagueti con sardina?

ENRIQUE TEJERA PARÍS

Cumplió su ciclo vital un gran venezolano. A sus 96 años todavía quería dar todo por su querida Venezuela. Una dilatada y ejemplar trayectoria. En el 2014, cuando compartimos como oradores en el Foro  “No a la venta de Citgo”, dio muestra de sus inmensos lucidez y patriotismo. Entre otras cosas nos alertó cuando dijo que ya nacieron los venezolanos del siglo XXII, mientras nosotros avanzamos hacia el siglo XIX.

Un prócer de la democracia. Paz a sus restos.

GRACIAS…

… a todos por asistir al Bautizo del libro “Petróleo y gas... el c aso Venezuela”. Los que hicieron presencia física y los que hicieron presencia espiritual. Todo un monumento a la amistad. Inmensamente agradecido. 

miércoles, 4 de noviembre de 2015

LA INTERNACIONAL DE LAS CARETAS

               
 Rafael Gallegos    Blog núm. 221


En los años cincuenta, ante el auge de los dictadores militares latinoamericanos como Trujillo, Odría, Somoza, Rojas Pinilla, Castillo Armas, Perón, Batista, Pérez Jiménez y algunos otros, se habló de la “internacional de las espadas”. Casi todos cayeron como barajitas en pocos años. Fueron sustituidos por movimientos democráticos. Sin embargo, entre los “sustitutos” estuvo el movimiento de Fidel Castro en Cuba, que convirtió a la isla en una sucursal del comunismo soviético.

Para ese momento, en América Latina, había tres referencias: el comunista Castro, el dictador Chapita y el demócrata Betancourt. El primer round parecieron ganarlo los demócratas; pero por decisión, jamás por KO. Para muchos jóvenes Fidel Castro y el Che Guevara se convirtieron en símbolos de la redención de las masas. La revolución cubana fue foco de rebeliones. Sin embargo, no lograron replicarse en ningún país latinoamericano.

LA VÍA PACÍFICA AL SOCIALISMO

La invasión a Checoslovaquia  y el fracaso generalizado de las guerrillas, potenciaron la conceptualización de la revolución por la “vía pacífica”, cuya expresión en Europa fue el Eurocomunismo. En toda América surgieron movimientos socialistas democráticos. Un camino light para la utopía. Su clímax fue el triunfo del chileno Salvador Allende en 1970, experimento socialista que terminó en tragedia y abrió el camino de Pinochet y otra internacional de sables, con foco en el cono sur del continente. Igualmente surgió el movimiento sandinista derrocando a Somoza y tratando de implantar un socialismo con elecciones, y a los pocos años  fueron derrotados  sorpresivamente por Violeta Chamorro.

EL DISFRAZ

El comunismo cubano no se dio por vencido. Diseñó otra estrategia para implantar el comunismo en América Latina. Ahora jugarían con las mismas fichas que sus rivales demócratas. Usarían caretas, sólo caretas, de demócratas.

Adoptarían la vía electoral, minimizando la representatividad y exacerbando  la participación de las masas. Hablarían de protagonismo del pueblo, buscarían, a lo Ceresole, la “democracia directa”, eufemismo por el cual minimizarían el rol de las gobernaciones, alcaldías y partidos políticos para establecer el contacto líder/ pueblo, que no es otra cosa que concentrar todo el poder en el líder.

En cuanto a las instituciones, de la manera más legal – legalita, las irían anulando. A los medios, de la manera más legal, los comprarían. Y harían muchísimas elecciones con árbitros vestidos  con la franela del gobierno.  Ah! y la alternabilidad republicana… olvídenla. Por ejemplo: Evo, Chávez / Maduro, Correa, Ortega, todos quieren permanecer parra toda la vida en el poder. Igualito que Fidel / Raúl.

ABAJO CARETAS

La sorpresa de Macri en Argentina, donde la Internacional de las Caretas que no ha podido con los anticuerpos democráticos; la derrota de la izquierda en Bogotá y las encuestas en Venezuela que pronostican una paliza para el gobierno, refieren una tendencia  al fin del ciclo donde los gobernantes han tratado de imponer gobiernos antidemocráticos utilizando… las armas de la democracia.

VENEZUELA

Utilizaron la careta democrática para tratar de implantar el comunismo. En la Constituyente, acabaron con la pluralidad del árbitro electoral al sacar a los partidos políticos de la directiva del CNE, logrando una sumisión que no dice ni pio ante el ventajismo y que sustituye a los observadores por “acompañantes” que no llegan ni a chaperones, porque no pueden ni toser ante una agarradita de manos de los novios. La rectora llegó a usar brazalete celebrador de 4F. Y así quieren que, ¡firmemos cheques en blanco!

 En la milicia, acabaron con la costumbre del Poder Legislativo de promover a los oficiales, ahora los ascendía el jefe del ejecutivo. ¿Qué opinarían los “revolucionarios” si nuestros militares se saludaran al son de; Betancourt vive…?

Aplastaron a la oposición en la Asamblea al no permitirles formar parte de la Junta Directiva. Ignoraron e insultaron hasta la infamia a los opositores, cerrando los caminos democráticos al diálogo con el gobierno. 

Ahorcaron económicamente a las universidades, a objeto que las sombras venzan, por aquello de “un pueblo ignorante es un instrumento ciego…”

Destruyeron estratégicamente a la economía para poder mandar forever. Pero no contaron con la astucia de las leyes económicas. Tanta destrucción se transformó en una PDVSA que no da dólares, en inflación, escasez, devaluación… hambre rojita.

Se cayó la careta. Como  a Dorian Grey, ya se les ve el verdadero rostro. Los Castro, líderes eternos, por ahora, tendrán que inventar otra fórmula para poner a su servicio a América Latina.

La suerte está echada. El 6D, el pueblo escogerá el cambio. La “revolución” ya experimenta que los malos gobiernos pasan; pero el pueblo queda.


Y la democracia, también.