martes, 28 de marzo de 2017

LOS QUIEBRAVENEZUELA

Rafael Gallegos    Blog núm. 290


¿Quedará algo? ¿Habrá algún parámetro económico, institucional o hasta moral que no haya disminuido drásticamente en estos años? Las cifras son aterradoras. En ingestión de alimentos, para no caer en reiteraciones, podemos calibrar el significado del bajón desde 27 kilos de carne por persona al año hasta nueve, o la disminución hasta la mitad en consumo percapita de arroz. Si eso no es hambre… con razón el hombre nuevo lleno de hambre nueva, se la pasa hurgando los basureros.

Lo de la banda de niños en Sabana Grande es espeluznante. Yo vi una fría mañana un bojotico envuelto en una sábana y tirado en una acera, tenía un niño adentro. Le sobresalían las uñas de los pies, largas y con el borde verde. ¿Recuerdan cuando Chávez prometió acabar con los niños de la calle? 

Nada funciona. Los que saben del campo dicen que en promedio hemos disminuido dos tercios de la producción. En Guayana el hierro y el aluminio están en su mínima expresión. En petróleo, la única barrena que funciona es la de la producción en picada. En lugar de los 5,8 millones de barriles que prometieron ellos mismos, vamos por dos en picada. Asistimos a la chatarrización de las refinerías. De país exportador de gasolina, nos convertimos en importadores, y  sin dólares. En los últimos años han cerrado el 30 o 40% de las empresas. El PIB decrece a humillante paso de derrotados. Esta “revolución” quebró al aparato productivo.

También quebraron a las instituciones. Se  jactan de cinco poderes y apenas funciona uno que solapa a los demás. A la Asamblea la ignoran. Suspenden las elecciones. Inventan su manera de validar partidos y paralelamente, mandan a sus aliados a pedir anulación de ese proceso  ante el TSJ. Como la “revolución” no da puntada sin dedal hay que deducir que tal cual hicieron con el Revocatorio, tienen la intención de anular, por “fraude” a AD, PJ, VP, UNT, AP y todos los partidos que se legalicen. Ya Jorge Rodríguez, ideólogo electoral de la “revolución”, advirtió que la validación va más allá de las firmas. Y como esa película ya la vimos, entendemos que procederán a denunciar firmas de presos y de muertos, sacar listas de arrepentidos, publicitar patriotas cooperantes dándose golpes de pecho repitiendo que los obligaron a firmar bajo amenaza, o que les falsificaron las firmas… y al final el dictamen de los imparciales tribunales decretando la  anulación de todos los partidos legalizados, por “fraude”. Ah!, ¿y la MUD?, anulada por el y que fraude del “Revocatorio”. Pura nicaragueñización. 

Este gobierno y el anterior que es lo mismo, quebraron a Venezuela. Y que quede para la historia, lo hicieron a propósito. Han aplicado la estrategia del lobo feroz: para comerte mejor.

GUIA PARA LA QUIEBRA

Usted siente la quiebra cuando se mete las manos en el bolsillo para comprar comida, o para pagar el colegio de sus hijos, o el creciente condominio;  o cuando abre la nevera vacía, o saca cuentas y los números no le dan. Un perro caliente, un helado o un espagueti con sardinas, se han convertido en lujos para los adultos y ciencia ficción para los jóvenes. Pero desengáñese, lo que para usted es desesperante es un gran triunfo para los comunistas. Representa el cumplimiento de la estrategia de destrucción made in Cuba. Veamos los pasos que han seguido:

1.- LA RANA HERVIDA: Aflojar los resortes morales e institucionales, poco a poco, adormitándonos, sin que nos demos cuenta. ¿Recuerdan cuando decíamos “no creo que lleguen hasta allá”, “no serán capaces de eso”? Sin ir muy lejos, aplicaban su proyecto de destrucción mientras felices cambiábamos dólares para viajar barato. Llenaban los puertos con productos importados con los dólares petroleros, al par que acababan con el  aparato productivo.

2.-  MEDIOCRIZACIÓN: “Yo soy pobre porque tú eres rico”, “el país no necesita educación de alta calidad”, “el gobierno le da a los pobres todo lo que necesiten”, “si yo no tuviera comida para mis hijos robaría”, “con hambre y sin empleo con Chávez me resteo”. Parafraseando al Libertador: un pueblo mediocrizado es un instrumento ciego de su propia destrucción.

3.- ACABOSE DE LAS EMPRESAS: “Exprópiese”, “denme un millardito”, “aplicamos el método chaaz”, “empresa cerrada empresa tomada” (les faltó “y quebrada”), Pdvsa es un estado dentro del estado”… Nueve mil empresas cerradas “en revolución”.

4.- DEPAUPERIZACIÓN: Devaluación, inflación, comida escasa, hambre… desmayos, niños desnutridos, incremento de muertes infantiles. Primera hambruna petrolera de la historia.
No hay duda, a Venezuela la quebró este gobierno. Ya nadie los quiere. Ya saben que elección es salida. Y las elecciones van, pregunten en la OEA. Ah!, y el comunismo… nunca más.


PD: Almagro, un patriota latinoamericano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario