miércoles, 7 de agosto de 2013

135 AÑOS DE ESTRATEGIAS PETROLERAS (VI/VII)


 

Rafael Gallegos                                                                  Blog. Núm. 108

135 AÑOS DE ESTRATEGIAS PETROLERAS (VI/VII)

NAZI- ONALIZACIÓN DEL PETROLEO

-      PDVSA es un  Estado dentro del Estado- decía el candidato Chávez en 1998. Como si en sus edificios no existieran oficinas de la Contraloría General dela República, que implacablemente revisaban todo el movimiento financiero  de la hasta entonces exitosa empresa.

 

-     Luís, Luís, ella es ingeniero en PDVSA y nos puede ayudar con lo que queremos hacer allá- le dijo el Presidente electo a Miquilena, ante la sorpresa de la ingeniera, quien se preguntaba qué es “lo que queremos hacer”. Pocos años después… sufriría la terrible respuesta.

-     Yoprovoquéelparo- se jactó el Presidente Chávez, luego de haber provocado la lobotomía empresarial más gigantesca de que se tenga conocimiento en tiempos de paz. A confesión de parte…
 

Comenzaron con el descrédito. Las “colitas de los aviones de PDVSA”… y   acabaron con la flota que servía para optimizar las operaciones. La flota es historia antigua. Lo que sí es presente, son las colas que les dan a la nomenklatura cubana y otros gobiernos panas, en los aviones del gobierno venezolano.

 

La botada de los 23.000 técnicos de PDVSA no fue improvisada. La “revolución” es un proyecto de destrucción nacional para permanecer en el poder forever, tipo Cuba. Tenía que ir por el petróleo, por los militares, por los medios como las gloriosas RCTV y las emisoras de radio “democratizadas” y, por todo lo que fuera productivo. De allí las invasiones, confiscaciones, los insultos.

 

La eficiencia de la vieja PDVSA estorbaba a la “revolución”. Desde sus comienzos socavó la meritocracia (a cada quien según sus méritos), y a la larga la sustituyó por la actual fidelocracia (a cada quien según sus fidelidades).

En abril de 2002, los trabajadores petroleros salieron a defender la democracia, tal como sus símiles en 1936 y 1950. Protestaban contra la destrucción de la empresa, para comerte mejor Venezuela, como diría el lobo feroz. A la Junta Directiva nombrada en esos días, se le veía la costura.

 

En diciembre de 2002, los petroleros se unieron individualmente a la huelga general. En marzo… sumaban 23.000 los botados. Sin pagarles ni siquiera sus cajas de ahorros y persiguiéndolos hasta el sol de hoy, para que no los dejen trabajar en petroleras privadas. Le intentan cobrar a  186 trabajadores, una exorbitante e injusta deuda.  Los “revolucionarios” son así. Siguen la plana - y aunque no lo sepan- la  elipse, de Robespierre.

 

 Juan Fernández, Horacio Medina, Eddie Ramírez, entre otros distinguidos petroleros, encabezaron la lucha. Los Semerucos, los presos, los exiliados, los inciliados, los perseguidos, siguen resistiendo, haciendo historia. La “revolución” se sorprendió ante la valentía de los trabajadores petroleros fueran valientes. Y quedó con la boca abierta ante tantas  luisascáceres petroleras, que nos llenan de orgullo y han resistido en todos los terrenos… hasta la victoria.

 

LA “NUEVA” PDVSA

 

 Botaron a los 23.000 técnicos y comenzó la “nueva” PDVSA. O sea, los yacimientos revolucionarios, los técnicos rojitos, la faja como quincalla manejada por países pana, algunos que ni saben el color del petróleo. Ahora  producen alimentos, adoctrinamiento, maletines... papita, maní, tostón. 

 

De una próspera empresa petrolera con contenido social, nos hemos convertido en una flácida empresa social con contenido petrolero. Producen de todo, menos petróleo y gasolina  en volúmenes requeridos y de manera eficiente. Yacimientos dañados, tubos rotos, dramáticas explosiones en las refinerías. En lugar de sembrar el petróleo, lo han derramado a lo largo de la patria.

 

Según la OPEP, decadentes 2,4 mbd. Ahora importamos gasolina y Colombia nos manda gas… decadencia en gotas.

 

Antes de la lobotomía, producíamos 3,3 MMBD con 45.000 empleados. Hoy 2,4 MMBD con 115.000 y de paso regalan, rematan y pagan petróleo a futuro ¿dónde están esos reales? Hoy estaríamos cerca de los seis millones de barriles.

 

Antes, una sana deuda de 5.000 MM$. Hoy, decenas de miles de millones. Pura soberanía… extranjera.

 

Botaron a los técnicos petroleros. Como sacar los carniceros de la carnicería. Hoy dejan de entrar a Venezuela cerca de 150.000 MM$ al año, por los más de 3  millones de barriles adicionales que deberíamos producir. Saque la cuenta… 

 

Ni el chapulín “colorado”, podrá defenderlos.

Petroestado exacerbado. Renta petrolera utilizada para destruir la producción del petróleo y del país. Cambio renta por poder… forever.

Petrolera pre quebrada, combinada con un Estado incapaz.

Es imperativo rescatar a nuestra industria pivote, antes que ineptitud, fanatismo y exclusión se conviertan en las aristas de  un triángulo de las Bermudas, que se trague el futuro de Venezuela.

¿Qué hacer?... espere la próxima historia.


PD: excluzión, perzecución,  incapazidad y  rezentimiento, ergo… nazi-onalización.
 
 
 
 

                                                                                

No hay comentarios:

Publicar un comentario