miércoles, 15 de mayo de 2013

AL RESCATE DE LA INDUSTRIA PETROLERA


 

Rafael Gallegos                                                                  Blog. Núm. 98                   
 

Comienzo por aclarar que el rescate de la Industria Petrolera venezolana, es fundamental para sacar a Venezuela del atolladero. Por ello es imperativo que los venezolanos discutamos y nos pongamos de acuerdo sobre este tema.

 

 Insistimos en el Trípode Petrolero, cuyas tres patas son:

 

1.- Industria Eficiente… cuyo logro requiere superar el desastre de PDVSA, hazmerreir del mundo y hazmellorar de los venezolanos.

 

2.- Estado capaz de manejar la Renta Petrolera… lo cual implica Reingeniería para el Estado venezolano.

 

3.-  Uso de la Renta Petrolera... que requiere un amplio consenso, y la firme intención de no repetir petroestados, que lo único que generan son mesías y revoluciones fallidas.

 

Trípode Petrolero... porque el petróleo es un fenómeno integral y como tal tenemos que abordarlo, si queremos que su mejor derivado sea la calidad de vida de los venezolanos. Lo contrario es seguir siendo un limosnero sentado en un barril: la mayor inflación del mundo, poderes públicos licuados y fluyendo hacia el liderazgo apocalíptico, la mayor escasez del mundo- este debe ser el único país  donde no hay papel higiénico.  Un Presidente que dice que ganó y no se quiere contar. ¿Para eso ha servido el petróleo?

 

PETRÓLEO ¿DISPARADOR DE POBREZA?

 

 Los recursos naturales ya no son los catalizadores de la calidad de vida. Al contrario, parecen ser los  “atrasadores”. La historia de la segunda mitad del sXX nos enseña que las sociedades que se desarrollan no son las bendecidas con recursos naturales, sino las que utilizan como recurso estratégico el  conocimiento y las capacidades gerenciales.

 

Por ejemplo: los dragones asiáticos, todo el norte de Europa, Chile, Costa Rica.

 

EFECTO VENEZUELA

El gran venezolano Pérez Alfonso, nos alertó con su ingenioso Efecto Venezuela, que para mí es el gran descriptor de nuestra historia en los últimos 50 años…y más.

 

Definió el Efecto Venezuela como el exceso de petrodólares - por encima de lo que podemos manejar- que nos haría equivalentes a un individuo que se ganara el premio gordo de la lotería y comenzara a comer siete veces al día… y se descompensara.

 

 Venezuela es un país descompensado. En lo económico, en lo moral, en lo político. De  allí este fracaso que nos enfría hasta los huesos.

 

TRÍPTICO PETROLERO

 

-Industria Eficiente: PDVSA obliga a su personal a ser rojito y tiene 120.000 trabajadores - ¿haciendo qué?

 

Hay que revertir esta realidad. Hacer eficiente la industria petrolera. Y aclaro, la industria es más, mucho más, que PDVSA. Cuando esto pase, habrá que redefinirlo todo. Buscar inversionistas para despegar el negocio. Por ejemplo, inversiones privadas venezolanas para los pozos inactivos, e inversiones privadas internacionales para los campos maduros y para la Faja. Doblar la producción en pocos años. Socios que conozcan el negocio y aporten tecnologías. No como los panas de ahora, que en general, no tienen idea.  Y hay que rescatar las explosivas refinerías.

 

Como dice el estadístico y petrolero Víctor  Silva, la inversión privada en la industria petrolera no es una opción, es una necesidad. Lo demás… es lumpia.

 

Eso sí, los venezolanos debemos controlar el negocio.

 

Pero una industria eficiente no basta. Su Renta, mal usada como hasta ahora, refleja  la vergonzosa versión de patria que somos hoy. Por ello, la segunda pata del trípode es  Estado capaz de manejar la Renta Petrolera. Si  no reformamos a fondo al Estado,  este seguirá despilfarrando la Renta y transformándola en gobiernos como el que padecemos. Además, la sociedad, debe organizarse y mentalizarse para  usar el petróleo como instrumento del despegue. 

 

Y la  tercera pata del Trípode Petrolero: Uso de la Renta Petrolera.  Mientras más te quiero, más te “apórreo”, parece advertirnos la Renta. En los últimos cien años, las épocas de mayor Renta Petrolera han sido las de mayor fracaso. Las de  improductivos mesías, miseria, inflación, violencia y hasta en revoluciones del sXIX.

 

¿Tendrá razón el economista Maxim Ross y habrá que esconder la Renta? Tal vez. Por lo pronto, su uso debería ser determinado por un ente representativo de todo el país, para evitar despilfarros, y dedicado exclusivamente a inversión.

 

 No exagero al plantear que de  los logros que tengamos en este sentido, depende el futuro de Venezuela.

 

 Un  temazo, que si no lo abordamos, seguiremos fracasando… como siempre. Hay que gerenciar la industria petrolera.

 

 

PD1: Si cambian la línea de la gloriosa Globovisión, su nuevo público será… el mismo que ve el canal 8. O sea…

 

PD2: Mendoza / Maduro. Enfrentamiento de dos filosofías: Si Hay Vs. No Hay.

No hay comentarios:

Publicar un comentario